En este momento estás viendo Otro CACO entre la ciudad y el campo

Otro CACO entre la ciudad y el campo

Estoy entrenando de una manera diferente, adaptándome a las dolencias… y eso significa añadir en mis rutinas algún que otro CACO, caminar y correr, procurando siempre que sean rutas más o menos rurales.

El itinerario de hoy lo he completado muchas veces, la intención es que cada vez sea más parecido a correr del todo que a tener que combinar las dos cosas, aunque si soy sincero, algunas de las cuestas se las trae y dudo que ahí pueda meterle mucha caña.

Las molestias están ahí, y en manos de médicos, pero las ganas persisten.

Le estoy pillando el gusto a eso de salir de la ciudad para encontrarme con un paisaje mucho más natural.

De Reus a Maspujols, que básicamente es el itinerario más fácil para hacer, con sus cuestas y bajadas, eso sí, pero muy entretenido, incluso con la posibilidad de escaparme algún mediodía.

Hoy parecía que todo estaba bien… casi, y la verdad es que en algunos momentos los ritmos eran muy bueno (a 4 y poco…) pero en cuanto tenía cuestas caminaba, si notaba algún pinchacito lo mismo, aunque parece que se ha portado bastante bien ese dolor, sigue estando ahí.

Para correr las zapas elegidas han sido las Asics Sonoma, las de trail, es un tipo de zapatilla cómodo, me permite correr cuando quiero o puedo hacerlo, pero tiene un tacto duro, no estoy acostumbrado a este tipo de zapa, parece como si no tuviera amortiguación, esa es la sensación, pero no noto molestias de otro tipo con ellas.

El hecho de que tengan Gore Tex también me permite meterme en barro y charcos sin que me de apuro, disfruto de cada zancada.

Me salen entrenamientos más o menos largos, podría haber estado más tiempo y podría haber hecho más, pero una vez he llegado a la Boca de la Mina he parado el crono, para hacer un paseo solamente y no correr más prefiero no contabilizarlo, de ser así me hubieran salido algunos km. más.

Deja una respuesta